Comunicados

2017-09-11

Impunidad para los empresarios, despojo de tierras para los campesinos.

17 de mayo del 2016

Medellín. 17 de mayo de 2016. La Restitución de Tierras además de estar estancada, ha ocasionado impunidad para grandes empresarios y terratenientes en Antioquia. A los campesinos se les niega la restitución y se les judicializa como falsos reclamantes, mientras los procesos judiciales contra los despojadores se archivan, prescriben o no avanzan.

Nuestras afirmaciones se respaldan en casos como el de Chiquita Brands: sancionada en los Estados Unidos a pagar una multa de 25 millones de dólares por haber auspiciado a paramilitares en Colombia. Chiquita no ha confesado la comisión de los delitos y tampoco ha reparado a las víctimas. Impunidad para empresarios de Chiquita Brands.

En Turbo, vereda Guacamayas, corregimiento Macondo, después de 9 años de proceso judicial, en abril de 2016 la Corte Suprema de Justicia ratificó la decisión de negar la devolución de 12 predios a sus propietarios originales, dentro de los cuales está Carlos Yamil Páez, presidente de Tierra y Paz, a quien le negaron su derecho a la restitución y además lo judicializan ante la Fiscalía. Los hechos cometidos por la empresa Inmobiliaria e Inversiones ASA. S.A. (antes Guacamayas ltda.) y Francisco Castaño quedan en la impunidad.

En el caso de California, del corregimiento de Nueva Colonia, Turbo, el Tribunal Superior de Antioquia declaró la prescripción de la investigación después de 14 años de trámites judiciales. Impunidad para los empresarios y despojo para los campesinos. La reclamación de las tierras en este mismo sitio, California, fue presentada ante los juzgados de tierras y lleva nuevamente tres años en trámites judiciales.

En el caso de la vereda La Teca, del municipio de Turbo, se ha presentado la demanda en tres ocasiones y ha sido devuelta, actualmente se encuentra en el Juzgado Primero Civil del Circuito Especializado en Restitución de Tierras con sede en Apartadó desde el 1° de diciembre de 2015, y no ha sido admitida.

En el predio Monteverde, Turbo, los representantes de la empresa Todo Tiempo S.A. de Fabio Moreno y familia, no reconocen las sentencias judiciales de los juzgados de tierras e impiden que la familia indígena de Alicia Carupia, retorne sin obstáculos a la posesión de su tierra. Los trámites y las solicitudes iniciaron en el año 2011 y aún faltan más de 20 casos más por resolver.

En el caso del corregimiento de Macondo, Turbo, en la finca Bonaire al reclamante José María Calle, quien solicita la restitución de su tierra, el juez ordenó una compensación negándole el derecho a permanecer en su predio original, con el argumento de que es una zona de reserva forestal; sin embargo, a los empresarios opositores se les permite continuar en ese mismo territorio explotando la tierra.

En este contexto, un grupo de reclamantes de tierras en Urabá se congregó en Medellín para denunciar públicamente la impunidad que se presenta en los procesos de restitución y las barreras que enfrentan los campesinos víctimas del despojo y abandono para acceder a sus derechos.

REGRESAR
COMPARTIR EN: